La Deglución

La Deglución

La función deglutoria es, junto con la respiración, una de las más importantes para la vida. Se trata de un acto neuromuscular de gran complejidad que requiere de estructuras anatómicas sanas y un adecuado control neurológico. Al cabo del día la deglución puede llegar a realizarse aproximadamente en:

  • 146 ciclos durante las comidas.
  • 394 veces entre comidas y durante el resto del día.
  • 50 ciclos durante el sueño para deglutir saliva.

Preparación oral

La comida entra en la boca, es masticada, empapada en saliva y presionada contra el paladar para formar el bolo alimenticio. La lengua impulsa el bolo hacia atrás y hacia el paladar entrando en la faringe.

Tránsito faríngeo

El bolo en la abertura de la faringe estimula el reflejo de deglución para llevarlo por la garganta hasta el esfínter esofágico. La laringe se cierra para prevenir la entrada de comida en los pulmones. Los músculos de la garganta se contraen para mover el bolo hacia el interior del esófago.

Tránsito esofágico

El peristaltismo esofágico junto con la gravedad mueven el bolo hacia el esfínter esofágico (cardias) permitiendo su entrada en el estómago.

Características de la deglución

  • Eficacia de la deglución:

Define la posibilidad de ingerir la totalidad de nutrientes, calorías y agua necesarios para mantener una adecuada nutrición e hidratación.

  • Seguridad de la deglución:

Conlleva la posibilidad de ingerir los líquidos y nutrientes necesarios sin que se produzcan complicaciones respiratorias.

¿Pedir cita?

LLÁMANOS : 985 20 20 20 (OVIEDO) y 987 22 65 65 (LEÓN)

Especialidades

La Foniatria

Dr. Barroso Rodilla

Pedir Cita